Revolution Banking SP 2016

Principales ponencias del XXII Encuentro del Sector Financiero organizado por Deloitte

By on 15 abril, 2015
BDE edificio

Deloitte logo

Deloitte ha celebrado la primera jornada del XXII Encuentro del Sector Financiero. El nuevo entorno regulatorio, la recuperación económica y los planes estratégicos de los principales bancos españoles han sido los ejes del evento.

En su discurso de apertura, Luis María Linde, gobernador del Banco de España, se centró en la situación y perspectivas de la economía española en el contexto europeo, en hacer un balance de la evolución de la política monetaria europea en la Zona euro, así como en las consecuencias sobre la unión económica y monetaria de las tensiones políticas europeas.

José Antonio Álvarez, consejero delegado de Banco Santander, ofreció una visión panorámica del nuevo entorno en el que se desarrolla el negocio financiero en la actualidad. Los avances tecnológicos y sociales, así como los cambios regulatorios, han obligado a los bancos a adecuar su cartera de productos y servicios para seguir siendo competitivos.

La primera parte de José Sevilla, consejero delegado de Bankia, se centró en realizar un repaso del estricto plan de reestructuración llevado a cabo por la entidad. Entre los resultados más sobresalientes de estas medidas destaca la evolución de recursos de clientes, que creció el 6,6% al ganar una cuota de mercado de manera consistente.

Durante su intervención, Francisco Gómez Martín, consejero delegado de Banco Popular, señaló que los efectos de la puesta en marcha de la unión bancaria ya se están dejando sentir en el mercado mayorista, y que ya está contribuyendo a reducir los costes de financiación de los nuevos créditos.  El consejero también subrayó que los avances que se han producido en la integración bancaria han contribuido a la recuperación económica.

Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank, aprovechó su presencia en este encuentro para presentar las líneas maestras del Plan Estratégico 15-18 de la entidad y los retos a los que se enfrenta en el nuevo entorno financiero. Durante su intervención, Gortázar destacó en primer lugar, los logros conseguidos por CaixaBank durante los años de crisis económica, entre los que destacan transformar la estructura corporativa, consolidar de la fortaleza de balance y solvencia en liquidez y, por último, alcanzar una posición líder en el mercado.

La crisis en la reputación bancaria, los bajos tipos de interés, las nuevas formas de interactuar con los clientes y la elevada presión regulatoria serán, sin duda, los otros grandes retos para el futuro.

Manuel Menéndez, consejero delegado de Liberbank, subrayó durante su ponencia en este foro, el proceso de transformación de las cajas de ahorros y de Liberbank en particular, banco que nació en 2011 con la  integración de entidades de Caja Castilla La Mancha,  Cajastur, Caja Cantabria Y Caja Extremadura.

Según explicó Menéndez, Liberbank ha conseguido su propósito al hacer que las antiguas cajas ahora sean un único banco que cumple con los estándares del mercado y ocupa una posición de liderazgo al ser uno de los bancos capitalizados españoles más capitalizados con un ratio CET1 del 13,3%.

Jaime Guardiola, consejero delegado de Grupo Banco Sabadell, hizo hincapié en que la unión bancaria europea está en plena fase de implantación y que aún tenemos una dosis elevada de incertidumbre sobre el capital necesario y su composición.

Respecto al efecto que tiene la integración bancaria europea en la banca española, el consejero subrayó que se ha incrementado la desintermediación, lo que unido a una estructura de tipos de interés muy bajos supone un gran cambio en el contexto en el que se encuentra la banca en la actualidad el cual, según el consejero, se enfrenta a  constantes dudas sobre la rentabilidad del sector.

Con Ángel Cano, consejero delegado del Grupo BBVA, finalizó la primera jornada del XXII Encuentro del Sector Financiero. Durante su exposición, explicó que en la actualidad se empieza a vislumbrar la unión bancaria europea pero que es necesario que se avance hacia una integración mayor para llegar a un espacio más homogéneo y armonizado.

El consejero también hizo hincapié en que será muy difícil recuperar los niveles pre-crisis al existir mayores presiones sobre la rentabilidad. Para afrontar este reto es necesario que la banca se transforme reinventando la forma de relacionarse con clientes a través de las nuevas tecnologías y una transformación digital.

Elvira Rodríguez, presidenta de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, inauguró la segunda jornada del XXII Encuentro del Sector Financiero. En su intervención afirmó que aunque “aún queda mucho por hacer”, la unión de los mercados de capital es positiva para la economía y un paso hacia delante en la financiación de las empresas. Aunque aún hay grandes retos a corto plazo, añadió, se está trabajando para que el tejido español y europeo sea “más eficiente” ya que, una vez se canalice el ahorro, se conseguirá que la economía sea “más flexible” y se tenga un “mayor margen de maniobra”.

Además, la presidenta subrayó la importancia de las nuevas tecnologías en el trabajo diario de los supervisores como de los inversores para crear un sistema más rápido y eficientes a un menor coste.

El director general del Mecanismo Único de Supervisión (SSM), Ramón Quintana, ha señalado durante su intervención, que el supervisor europeo vigilará de cerca varios aspectos de las entidades financieras, con el objetivo de evitar nuevas crisis. Quintana explicó que el SSM revisará que las entidades no relajen el control de la solvencia, así como las nuevas áreas de negocio que están impulsando las entidades para mejorar su rentabilidad.

Entre los temas a vigilar, Quintana ha destacado las políticas inconsistentes de precios y las ratio de eficiencia demasiado elevadas. El director general ha citado también los riesgos informáticos que tienen que evitar las entidades, desarrollando e implantando sólidos sistemas de protección de datos para luchar contra el fraude informático.

Por último, Quintana ha comentado que hasta ahora la delegación en el BCE ha sido ‘poca’ y ha subrayado que no es el BCE quien supervisa a las entidades sistémicas europeas, sino el SSM, que está formado por el BCE más los supervisores nacionales, por lo que ha indicado que uno de los retos de futuro pasa por mejorar la coordinación entre las partes integrantes.

Maria Dolores Dancausa, consejera delegada de Bankinter, afirmó que la Unión Bancaria era otro paso más en el largo y duro proceso iniciado hace muchos años con el objetivo final de crear una unidad real en el continente a todos los niveles, y entre los que destacó la apertura de fronteras o la implantación del euro. La consejera delegada resaltó los numerosos retos que para las entidades supondrá la adaptación a este nuevo organismo y estas nuevas políticas, pero destacó también las enormes posibilidades de visibilidad internacional que ofrecen.

Respecto al desarrollo de nuevas tecnologías y digitalización de la banca, la consejera delegada de Bankinter recordó algunos de sus riesgos, pero también sus ventajas. Entre los primeros destacó el cibercrimen, que ha convertido a las entidades bancarias en diana de ataques de fraude. De los segundos, Dancausa señaló las posibilidades de ofrecer servicios en territorios a los que antes no se tenía acceso, sin olvidar que, por otro lado, esto puedo favorecer la aparición de nuevos competidores.

Juan Carlos Escotet, vicepresidente de Abanca, afirmó que “al comprar Novacaixagalicia encontraron un problema, no tenía marca, por lo que uno de nuestros primer reto fue el cambio de nombre y dotar a esta empresa de marca”. En referencia al escenario actual, Escotec destacó que ha habido un cambio radical, hay  un nuevo ecosistema bancario y de medios de pago más complejo y competitivo, nuevos competidores, nuevas tecnologías y nuevas fórmulas para los consumidores.

José María Méndez, director general de la CECA, centró su intervención en el contexto regulatorio al que se enfrentan las entidades financieras en la actualidad, aunque también se refirió a la situación económica actual y a la evolución de CECA, y la creación de CECABANK, en los últimos años. Tomando como base los datos hechos públicos por FUNCAS, el representante de la Confederación de Cajas de Ahorro, constató el entorno de recuperación que se vive en España en la actualidad, pero destacó como dato negativo la reducción de rentabilidad del sector, que podría dar lugar a operaciones de consolidación transnacional a raíz de la puesta en marcha de mercado bancario único.

Méndez destacó que la nueva Ley de Cajas y Fundaciones Bancarias y las nuevas exigencias en cuestiones de Gobierno Corporativo son dos de los grandes cambios regulatorios que más están influyendo en la CECA y confirmó a la Unión Bancaria como el principal motor de los cambios futuros de las entidades asociadas.

Deja un comentario